domingo, 5 de marzo de 2017

Pastrami Nueva York

Este es de los mejores sandwiches que he probado jamás, el sandwich de Pastrami Nueva York, os aseguro que es espectacular. La carne de pastrami es ideal para comer en frío o para preparar este mítico bocadillo, el clásico americano. Para los que no lo conozcáis el Pastrami tiene una textura muy suave, es una carne muy tierna con unos toques muy potentes a ahumado y pimienta negra.  El pastrami lo podéis encontrar ya preparado, aunque lo ideal para disfrutar de el es prepararlo al vapor vosotros mismos. Para conseguir el vuestro no dudéis en acudir a Sanmartí1850, mi carnicería de confianza y la mejor sin lugar a dudas. No importa de donde seas, también hacen envíos a toda la península. 

Ingredientes (para dos sandwiches):
- 200g de Pastrami Nueva York (consigue el tuyo aquí)
- 4 rebanadas de pan de molde (mi receta aquí)
- 1 aguacate maduro
- 4 lonchas de queso gruyere
- 2 cucharadas de mostaza antigua
- 2 cucharadas de cebolla caramelizada
- 20g de mantequilla

Paso a paso:
1. Para preparar nuestro sandwich, lo primero que necesitamos es hacer el Pastrami. El Pastrami se preparar al vapor.
  
En una olla grande ponemos 1'5 litros de agua, con es cantidad nos aseguramos que en tres horas de cocción no nos quedaremos sin agua y tampoco nos pasaremos. Porque el jugo que suelta el pastrami sobre el agua conseguirá una demi glace perfecta para la base de cualquier rustido. 

Ponemos el Pastrami sobre la rejilla de vapor y cubrimos. Sabremos que está completamente hecho cuando al clavarle el tenedor, éste entre sin ofrecer ninguna resistencia, yo lo tuve tres horas por ser una pieza de un quilo. Si la pieza es más pequeña unas dos horas o dos horas y media serán suficiente. 
Justo cuando lo tengamos en este punto lo pondremos 5 minutos en el horno a 220ºC, para que la pimienta negra que lo recubre quede tostadita.
Pasados los 5 minutos, retiramos del horno y dejamos que temple un poco antes de cortarlo. Cortamos unas láminas ni muy finas ni muy gruesas. 

2. Una vez tenemos el Pastrami listo, que es nuestro ingredientes estrella ya podemos preparar el sandwich. En una plancha caliente ponemos las dos rebanadas de pan con mantequilla. Cuando tomen algo de color les damos la vuelta. Ponemos una cucharadita de mostaza antigua sobre cada rebanada, y sobre ésta el queso gruyere. Cuando el queso empiece a deshacerse ponemos los 100g de Pastrami sobre una de las rebanadas de pan y encima la cebolla confitada. Finalmente las rodajas de aguacate, cubrimos con la otra rebanada de pan.
 Sólo nos queda disfrutar... y mucho...


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...